Loading
19 octubre, / Nadia Muela

Muñeca

svg57

Hoy la vi, mismos ojos, mismas manos, la misma esencia de la que me enamoré por allá de los ochenta. Bella, entre los colores fluorescentes, cabello alborotado, Michael Jackson & Madonna, brillos y la preparatoria. Casi pasando los dieciséis y al ritmo de thriller.

Hermosa criatura de negro cabello arreglado con permanente y pasadores, siempre esponjado; piel trigueña, cara perfecta y un lunar que acentúa y decora su bellísima boca; delgada, caderona e imponente a pesar de su corta estatura. Jamás me vio como algo más que un amigo de otra clase, un chico de bajo perfil, pero que la amaba profundamente y en secreto.

Yo dormía cada noche pensando en ella, soñando con ella, bella, entre colores fluorescentes ochenteros. Despertaba sólo por ella, me levantaba entre las miserias de mi hogar, entre la ropa remendada y la leche rebajada con agua, sólo para verla un día más. Llenarme las pupilas con su bella figura y llenarme el alma con su apabullante personalidad, eran las máximas aspiraciones que este pobre sujeto podía atreverse a hacer.

Era para mí, una muñeca de porcelana, ahí parada, iluminando las viejas y descuidadas paredes de mi mundo, llenas de hollín y telarañas, agrietadas y viejas, con goteras de esas noches lluviosas en las que los ojos se me deshacen en agua; entre toda esa miseria y oscuridad, ella.

Así pasaron las horas, los días, los meses y los años y mi muñeca siguió viviendo en mi mente y en mi corazón, pero no en mis brazos.

Se fueron los mejores años de mi vida en un suspiro y en un oficio que no me hizo ni rico, ni famosos ni feliz, sino mucho más miserable que nunca. Supe que ella fue a la universidad, leyó montones de libros, lloró con miles de historias y se despidió de un sinfín de personajes; se casó con Comosellame que trabaja en Loqueseaqueledejadinero. Tiempo después, así como esas simpáticas Matrioskas, de mi muñeca, salieron otras muñequitas más pequeñas, bonitas, pero ninguna como ella.

¿Qué tiene tan bueno ese tal Comosellame, que lo eligió a él y no a mí? ¿Qué fue lo que no pude ofrecerle que él le dio?
Este pobre diablo que no tiene ni un peso partido por la mitad, hubiera dado todo por ser el hombre de su vida, el guardián de sus sueños, el custodio de sus espaldas. Este pobre diablo que no tiene ni en qué caerse muerto, hubiera dado todo eso que no tiene y hasta más, por ella.

Tanto que la he amado, tanto que ha latido mi corazón por ella desde hace treinta años…

Hoy la vi, bella, aunque ya no va con el peinado alborotado, ni viste con colores fluorescentes que estaban tan de moda allá en 1984. Ya no baila la coreografía de thriller, y tiene ya algunos kilos de más que no le sientan nada mal aunque ya no posee esa linda y jovial figura que deleitaba mis pupilas. Luce un poco arrugada por el paso del tiempo. Ya oculta sus canas con un L’Oreal, la vanidad siempre fue una tierna parte de su adorable persona.

¡Ay muñeca! ¡Cuánto te extraño! Cuántas noches te he soñado, miles de veces te he anhelado en mis días sin consuelo. ¡Cómo me hubiera gustado ser yo quien te jurara amor eterno y besara tus labios de muñeca!

10732147_10152524406634315_1150723860_oHoy la vi, los mismos ojos, mismas manos, la misma esencia de la que me enamoré por allá de los ochenta. Bella, rodeada de flores y perfumada con su aroma. Vestía elegante y su semblante era tranquilo y pacífico. Mi niña, mi mujer perfecta, mi muñeca, la que siempre ignoró lo que yo sentía por ella, la que nunca supo cuánto es que este miserable caballero del triste gesto le ama desde hace tres décadas; la más hermosa criatura de la creación, esa misma, colgó el abrigo, apagó la luz y cerró los ojos, recibió el llamado de un Dios cruel y despiadado que me la ha arrebatado aunque nunca fue mía. Yace fría en un triste cementerio. Y la vi, mientras le decía adiós a ella y a cada parte de mí, que enterraron junto con ese cajón.

Muñeca, daría todo lo que soy por dormir abrazado a ti y para siempre. Mi vida está vacía, siempre ha estado vacía y sin ti.

svg

What do you think?

It is nice to know your opinion. Leave a comment.

Déjanos un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading
svg

Quick Navigation

  • 1

    Muñeca

A %d blogueros les gusta esto: